Socorristas y Servicio de Urgencias de Almuñécar consiguen reanimar a un bañista que entró en parada cardíaca en La Herradura

 

Junto a ello se sumaron varios profesionales voluntarios que se hallaban en la zona

El trabajo en conjunto de Socorristas y técnicos en Emergencias del Ayuntamiento de Almuñécar, el dispositivo de Urgencias del Centro de Salud, varios enfermeros y enfermeras así como un médico de cuidados intensivos que se encontraba por la zona consiguieron reanimar a una persona que entró en paradas cardíaca en la playa de La Herradura y  que fuera trasladada con vida por la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (061) al Centro de Salud de Almuñécar para su estabilización previa al traslado hospitalario.

Así lo manifestaba un portavoz del Puesto Municipal  de Socorro de la playa de La Herradura. Los hechos ocurrieron el pasado martes , a las 19,08 horas, cuando se recibió en el citado puesto una llamada de una empresa dedicada al alquiler náutico, Windsurfing La Herradura,   advirtiendo que cerca de ellos  a ellos “una persona se encontraba grave”.  Al llegar el vehículo de intervención rápida del Servicio de Playas con un técnico en emergencias y un socorrista tres minutos después,  pudieron constatar que se trataba de una persona en parada cardíaca. Varias enfermeras, que se encontraban en el lugar,  habían comenzado las maniobras de reanimación. Ambos continuaron las maniobras en conjunto con el personal enfermero allí presente y conectando el desfibrilador y oxígeno que llevaban. A la llegada del dispositivo de cuidados críticos y urgentes del Centro de Salud de Almuñécar, quienes  asumían el mando continuando todos trabajando de manera coordinada para sacar adelante la vida de la persona afectada.

A los pocos minutos se incorporaba también a la asistencia un médico de cuidados intensivos que se encontraba en la playa. En los momentos de mayor necesidad ninguna mano  sobraba.

Tras más de 30 minutos de maniobras de reanimación consiguieron revertir la parada cardíaca de la víctima. siendo trasladado al Centro de Salud de Almuñécar para su estabilización completa previa a su traslado al hospital de referencia.

Es en este tipo de situaciones donde la preparación de los equipos de Salvamento de Playas y la implantación de los Desfibriladores Externos Automáticos cobra una vital importancia a la hora de la atención a los usuarios de las playas en las épocas de mayor concentración. Si a esto se le suma una colaboración de la ciudadanía preparada y dispuesta a ayudar en lo necesario, las posibilidades de éxito  en estas  situaciones  cobra mayor porcentaje sobre las que las personas  que lo requieren, según manifestaba un portavoz del citado puesto de Socorro en la playa de  Herradura.

3 Comments

  1. De eso nada… Ni socorristas ni servicio de urgencias… La ambulancia llegó 30min tarde y los socorristas eran inespertos y no sabían ni que tenían que hacer. Los héroes fueron una enfermera y un auxiliar, vecinos de Granada que veranean en La Herradura que es donde se dio el suceso. Además pasado un rato intervino un médico sevillano que se encontraba el mismo lugar, y tuvo que dar instrucciones a los de la ambulancia de oa adrenalina que le tenían que aplicar, porque tampoco estaban muy al tanto del procedimiento.

    Así que por favor, antes de adjudicar méritos a quien n9 corresponde, investigar la veracidad de la noticia.

  2. Estimados Editores del Diario Sexitano:

    El Bañista en cuestion, Jose Millan, vecino de Almuñécar y amante del windsurfing desde hace más de 40 años acababa de pasar el día con su esposa, hija y 6 nietos en la playa cuando sufrió un infarto cardíaco inesperado y sin antecedentes.

    Como su familia, quisiéramos darles las gracias a todas las personas que se volcaron en salvarle la vida a nuestro queridísimo marido, padre y Abuelo. Fué un ejemplo de cooperación, determinación y humanidad de parte de muchos profesionales y no-profesionales que estaban presentes en aquel momento. El resultado ha sido un éxito total porque José se está recuperando en el hospital y tiene un buen pronóstico .

    Sin la inmediata acción de resucitación, la presencia en la playa de un desfibrilador y luego la intervención acertada de los servicios de Emergencia, la historia podría haber acabado de forma distinta. Gracias también a Windsurf La Herradura por toda su ayuda.

    Todos las personas que nos ayudaron saben quienes son.

    Gracias, gracias y gracias.

    La familia Millán

  3. Totalmente de acuerdo con Ruht,solo añadir que una de las enfermeras que tubo que colocar la vía y indicar y cargar la medicación corecta Y dar las indicaciones pertinentes ,es de Andújar Jaen, enfermera de dicho hospital en departamento de quirófanos

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*